Detalles del proyecto

Tipo de proyecto: Arte y Cultura, Urbano
Ubicación: Montreal, Quebec, Canadá
Cliente: Collège de Montréal
Diseño de iluminación: Ombrages
Arquitecto: Beaupré Michaud et Associés
Ingeniero: BPA
Fotógrafo: Sebastien Racicot

Resumen

Los accesorios de Lumenfacade y Lumenbeam se utilizarán para celebrar los 250 años del emblemático edificio Montréal. La sutil integración de las luminarias con la arquitectura histórica fue de importancia esencial. La iluminación revitalizaría y daría una nueva interpretación del propio edificio al igual que sus superficies circundantes.


Elegimos la Lumenarea por la elegancia de su forma. Usamos los proyectores Lumenbeam Large y Lumenfacade por su potencia y calidad de luz, la robustez de sus accesorios y la gama de opciones que satisfacían nuestras necesidades de distribución.

Gilles Arpin
Éclairage Public, division d'Ombrages

Collège de Montréal

Cada edificio tiene un carácter propio. Los edificios se han convertido en mucho más que lugares para trabajar, vivir, aprender y jugar. Forman y cuentan nuestras propias historias. Durante 250 años, el College de Montréal ha sido parte de las vidas de las personas, por varias generaciones. La pátina de dos siglos y medio definitivamente es motivo para celebrar.

Éclairage Public honró de manera elocuente el pasado de la escuela además de renovarla para el futuro. Su diseño de iluminación revigorizó la posición de la escuela en la noche de Montreal, un tributo ideal que logró que la impactante arquitectura hable por sí misma. Sin embargo, el diseño no se detendría allí; las superficies frontales de la estructura también estaban iluminadas como si guiaran a los espectadores a la propia estructura. "En este caso en particular, queríamos destacar las distintas entradas del edificio por lo que resaltamos sus detalles e iluminamos el edificio con una luz suave que proviene de los proyectores de los postes", contó Gilles Arpin de Éclairage Public.

La fachada central de la escuela, la entrada principal y las auxiliares, las cornisas, las columnas y la cruz central se convirtieron aún más en un lugar destacado gracias a su diseño. Los accesorios de Lumenfacade y Lumenbeam encajan de manera perfecta en la arquitectura y parecen proyectarse del mismo edificio. La historia de cómo las fachadas han sido iluminadas ha evolucionado junto con los desarrollos tecnológicos en la iluminación. La óptica de Lumenfacade permite un revés superficial de las luminarias mientras que la amplitud de la iluminación requiere menos accesorios montados que otras alternativas.

Los accesorios, montados en la isla de césped que da a la escuela, remiten a una época de lámparas de gas y vehículos antiguos, pero, a la vez, brindan un mantenimiento moderno y reducido y una iluminación de alto alcance que permite un máximo aprovechamiento de la luz donde es necesario. El brillo suave que se logra tanto en el acceso, que se marca en el césped, como en el propio edificio puede atribuirse no solo a la calidez de los accesorios de Lumenpulse, sino también a su ubicación: "La iluminación general y acentuada de la estructura se logra con 3000 K mientras que los tejos ubicados en la isla central se iluminan con 5200 K para resaltar su verde oscuro", agrega Gilles Arpin.

La reconocida y significativa arquitectura de la escuela tiene ahora una voz en la noche con un nuevo propósito gracias a Lumenpulse y Éclairage Public. La iluminación no solo honra a aquellas personas cuyas vidas han sido tocadas por este edificio histórico, sino también marca el camino del futuro del edificio.

Aplicaciones utilizadas

Productos relacionados

Proyectos relacionados